Desayuno, ¿antes o después del ejercicio físico?

Desayuno, ¿antes o después del ejercicio físico?

1728
0
Compartir
Al realizar ejercicio físico en ayunas, se obliga al cuerpo a quemar grasas más rápido. Pero esto debe ser controlado.

¿Hacer ejercicio por la mañana antes del desayuno es más beneficioso para la salud? Si quieres practicar deporte para mantenerte en buena forma física, sus beneficios serán más notorios si lo practicas antes de realizar ninguna comida.

Una ingesta calórica elevada temprano por la mañana reduce el consumo total de calorías a lo largo del día. Además, si estos alimentos son ricos en fibra y proteínas, como las frutas, verduras, granos integrales, huevos, mantequilla vegetal, es aún más saludable ya que ayuda a prevenir fluctuaciones metabólicas durante el día. Por si esto no es suficiente, además ha sido demostrado varias veces que el desayunar bien está favorablemente correlacionado con un peso saludable y el vivir más años.

El uso de “combustible” en la actividad física

Al realizar ejercicio antes del desayuno, el azúcar circulante en sangre es poco, por lo tanto el cuerpo lo consume rápidamente y comienza a utilizar el glucógeno y los ácidos grasos mucho antes que si se hubiese desayunado. Si esto se realiza durante un tiempo determinado, se consiguen adaptaciones metabólicas que mejoran la eficacia de estos mecanismos en las células musculares, lo que trae como consecuencia una optimización del consumo de grasas y azúcares, y como consecuencia, un mejor control del peso corporal.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que el hecho de que al empezar a realizar ejercicio sin haber realizado un ingreso de energía va a provocar que el cansancio llegue antes. Por lo tanto, si el objetivo es obtener un gran rendimiento en una tarea deportiva intensa y competitiva, es recomendable realizar una ingesta de energía un tiempo razonable antes de realizar el ejercicio. Pero si tu objetivo es simplemente el mantenerte en forma y controlar el peso corporal, es totalmente recomendable realizar una tabla de ejercicios de intensidad y duración moderada por la mañana antes de ingerir ningún alimento.

Deporte en ayunas, ¿bueno o malo?

En primera instancia, si se puede, realizar ejercicio en ayunas. Es una manera más rápida de perder peso mientras hacemos actividad física. Pero no es recomendable para aquellas personas que recién empiezan a realizar actividad física. Todo lleva su tiempo.
Si ya tenemos algún tiempo ejercitándonos, entonces debemos asegurarnos de estar bien hidratados. Consumir alimentos que contengan gran cantidad de líquido y beber mucho líquido, preferentemente agua.

Los músculos suelen tomar energía de los hidratos de carbono. Esta es la razón por la que atletas de primer nivel pueden comer mucho antes de una competencia. Sin embargo, si el deportista no ha comido, su cuerpo no tiene tantos carbohidratos en sus reservas, lo que obliga a su sistema a quemar la grasa. Cuando uno se ejercita sin haber comido, la adrenalina está alta y la insulina baja. Esta relación es buena para que los músculos oxiden –disuelvan- más ácidos grasos. Por eso es que quienes entrenan sin haber comido queman más grasas que si lo hubieran hecho.

Si se realiza una corrida larga e intensa sin desayunar una vez por semana, dicha actividad los entrenará para quemar grasas. Y el resto de la semana, deben comer muchos hidratos de carbono para poder entrenar fuerte. No se aconseja hacerlo diariamente, y siempre hay que realizar la ingesta posterior a ese ayuno controlado.

Depende de cada organismo y de su adaptación. A veces se sugiere comer aunque sea una porción pequeña de hidratos de carbono. Si el azúcar en la sangre está baja, podrían marearse y no ser capaces de ejercitarse tan bien como si estuvieran bien nutridos. Una opción sería por ejemplo comer una banana u otro bocado menor antes de entrenar.

Otro consejo podría ser realizar una cena rica en hidratos de carbono para que el organismo tenga reservas suficientes para emprender la actividad programada del día siguiente. La clave está en organizarnos. Es importante consultar a profesionales de la salud como nutricionistas o médicos deportologos.

Dejanos tus Comentarios

Loading Facebook Comments ...

SIN COMENTARIOS

DEJA UN COMENTARIO